Cuando vas a una ciudad no te planteas, así de primeras, ir al zoo, y sin embargo, el zoo es lo primero que Lonely planet te recomienda, ademas, toda la gente que conocemos que ha estado en Singapore, con cara de emoción nos ha dicho ‘tenéis que ir si o si’.image

Con escaso día y medio en la isla, compramos las entradas por Internet para ahorrar algo de tiempo. Nos costo tres intentos porque, si vas con cuidado de no equivocarte y tardas un poco en rellenar el formulario te da error de compra y vuelta a empezar. En el tercer intento tan rápido lo quisimos hacer que no cambiamos la fecha y compramos las entradas para ese dia, 3 de noviembre y lo necesitábamos para el 3 de diciembre. 2 entradas cuestan 50€, no reembolsables. Nos entro un poco el pánico pero un par de emails con el servicio de atención al cliente y nos cambiaron la fecha sin problema.image

El ‘Night Safari’ no comienza hasta las 7.30 p.m. por lo que nos dio tiempo a visitar ‘Chinese Gardens’ por la mañana (la parada de metro se llama tal cual) y a la 1 p.m. volvimos en metro hasta Choa Chu Kang, y de ahí el autobús 927 (el autobús tarda unos 20 min) Exagerando un poco, dentro de los mil millones de combinaciones de tickets que tienen, nosotros escogimos Zoo + Night Safari. Sabíamos que el zoo de Singapore era grande y pensábamos que el ‘Night Safari’ seria el zoo normal, pero de noche y resulto que son dos espacios diferentes con sus animales para cada sitio. Así a ojo yo calculo que todo, en extensión, es como 8 veces el parque del Retiro.

La parte de día se puede hacer toda a pie (tardamos 4 horas en ver todo, parando de vez en cuando) Hay pequeños coches, como el típico de golf pero con mas asientos, que recorren todo el parque. Hay otras zonas de animales por las que no pasa pero tiene muchas paradas y puedes subir y bajar todas las veces que quieras.imageimage
La parte de noche (en dos horas seguidas la has completado) tiene un recorrido mas extenso en estos coches, y de hecho, hay una parte que solo la puedes hacer así porque atraviesas zonas donde hipopótamos, jabalíes, búfalos, ciervos… andan en espacios abiertos (algunos los ves a 2 metros de ti) Todo con mucha seguridad, y el coche esta el 90% en movimiento. image

La sensación en general que te queda es que el zoo tiene vidilla. Los animales tienen espacio de movimiento, de hecho, vimos a un lagarto muy campante por el recinto, y todo el recorrido esta bien pensado. Hay espacios-vitrinas techados con paneles de información y los animales fueron muy accesibles de ver, teniendo en cuenta que llovió todo el día (eso si, estábamos a 30 grados).image